sábado, 17 de diciembre de 2016

El Supremo confirma un año de cárcel para un policía de Badajoz por mentir

El agente acusó en falso a un hombre de conducir sin carnet con su Jaguar por la ciudad después 

de que unos días antes se hubiese negado a hacer un control de alcoholemia

El Tribunal Supremo ha decidido confirmar la condena de un año de prisión y suspensión que fue impuesta a un agente de Policía Nacional de Badajoz por acusar en falso a un hombre de conducir por la ciudad sin carnet de conducir. Los jueces entienden que la sentencia dictada en abril por la Audiencia Provincial de Badajoz está suficientemente motivada y dictan su firmeza contra la que no cabe recurso, atribuyéndole un delito de falso testimonio.
La causa tardó cinco años en llegar a juicio, por lo que los jueces le aplican un atenuante de dilaciones indebidas: fue en Badajoz, noviembre de 2011, cuando un hombre se negó a someterse a un control de alcoholemia, diciendo cosas como que "me paráis porque queréis, no sabéis quién soy yo". El agente de Policía tuvo que ir a declarar en días posteriores para dar testimonio de lo sucedido, y explicó en sede judicial que días después, fuera de servicio, había visto al hombre conduciendo su Jaguar X-Type por la avenida Carolina Coronado de Badajoz, cuando le habían quitado el carnet de conducir.  
El hombre fue acusado indiciariamente de quebrantar sus medidas cautelares al conducir sin carnet, pero la Justicia demostró que todo era una mentira: no había estado en Badajoz ese día, y además su Jaguar estaba precintado en el depósito municipal. Los jueces decidieron entonces ir contra el agente por un posible delito de falso testimonio. 
Además de la condena de prisión, la Justicia también hace firme la multa de 480 euros que le impuso la Audiencia Provincial de Badajoz. 
Falta muy grave
Al carecer de antecedentes penales, el agente no tendrá que ir a prisión, pero según el fallo de la sentencia de la Audiencia Provincial será suspendido del servicio mientras esté cumpliendo la condena durante ese año. Además, según el Régimen Disciplinario de la Policía Nacional, se enfrenta a una sanción por una falta muy grave al haber sido condenado en sentencia firme por delito doloso: sanción que según esta norma puede acarrear desde el traslado forzoso hasta la separación del servicio pasando por una suspensión de entre tres meses y un día hasta los seis años. 
http://cadenaser.com/ser/2016/12/16/tribunales/1481907965_201698.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias