viernes, 24 de febrero de 2017

La Unión de Oficiales de la Guardia Civil pide que los GRS se destinen al perímetro

Y otra vez Ceuta es portada de telediario y no por algo agradable, aunque ya estamos acostumbrados a ello. Y esta semana lo es por partida doble. Un doble salto masivo en apenas unos días, en el que cientos de inmigrantes subsaharianos han invadido nuestra ciudad. 

Si, ha leído bien, he puesto invadir. Veamos la primera definición de invadir de la RAE: “Irrumpir, entrar por la fuerza”. Hace años los inmigrantes venían en grupos pequeños y no solían ser agresivos. Pero desde hace un tiempo, cada vez son más agresivos y numerosos. Vienen con cizallas, barras de metal, lanzan piedras, escupen, muerden, echan sangre a los agentes que protegen la frontera, etc. Todo con tal de conseguir su objetivo que no es otro que entrar por la fuerza en Ceuta. Y eso en mi tierra se llama “invadir”.
Los Guardias Civiles que protegen la frontera sur de nuestro país se ven superados, en la mayoría de las ocasiones, por 100 a 1. ¿Y esto porque es así? Porque la mayoría del tiempo, en un perímetro fronterizo que tiene 12 kilómetros de largo, hay menos de 10 Guardias Civiles. ¿Es normal, que con el cometido tan importante que tienen encomendado no se aumente la plantilla de efectivos? 

El lector se preguntará ¿Por qué hay tan poca gente? Pues es lo que deberíamos preguntarle a los responsables adecuados, y no a este humilde Oficial que hace lo que puede, como el resto de sus compañeros, con los pocos medios de que disponemos. En mi opinión es urgente que se aumenten los efectivos de Guardia Civil destinados en Ceuta, porque con un número cada vez mayor de cometidos tenemos el mismo personal, o probablemente hasta menos, lo que conlleva que no podamos dar un servicio adecuado al ciudadano. 
Es aberrante que se traiga a Ceuta de refuerzo a la Agrupación Rural de Seguridad, y que estos recursos, especialistas en control de masas, en vez de usarse para evitar la entrada irregular de inmigrantes en nuestro territorio, se usen para hacer colas con los porteadores en el Tarajal. 
Y otra cosa rara, en Ceuta supuestamente la Guardia Civil no tiene demarcación de seguridad ciudadana. Entonces, ¿por qué este cometido no es ejercido por la Policía Nacional? ¿No estarían mejor los componentes de la Agrupación Rural de Seguridad defendiendo nuestras fronteras? Es más ¿no sería deseable usar al ejercito debido a que la defensa de las fronteras es uno de sus cometidos? Obviamente con este último comentario tengo que estar desvariando. 
El Ejercito Español es considerado por el Gobierno como una ONG y no parece estar para defender nuestras fronteras de estas situaciones.
Pero lo peor de todo esto es la inseguridad jurídica que genera estas situaciones al que les escribe estas líneas, y a los hombres y mujeres bajo su mando. 
En múltiples ocasiones, ante situaciones idénticas, según soplen los vientos del destino, unas veces por parte de las autoridades competentes se ordena realizar una cosa y otras la contraria. Porque, digo yo, ante dos situaciones iguales, con soluciones diferentes, alguna de las dos debe de ser incorrecta ¿no? O quizás sea que este humilde Oficial no es lo suficientemente inteligente para discernir la idoneidad de las soluciones ordenadas. 
Para que sirva de ejemplo, al Capitán Jefe de la Compañía de Ceuta se le ha abierto un expediente por falta grave por, “supuestamente”, desobedecer una orden. Pero yo me pregunto, ¿cómo no nos vamos a volver locos los oficiales de la Compañía si en el mismo día podemos recibir 2 y 3 órdenes contradictorias sobre el mismo asunto? Es normal que al final no sepamos ni cual es la última orden que se ha dado. Como usted bien sabe amable lector, en Ceuta bailamos al son que nos marca Marruecos, en este y en casi todos los asuntos.
Los Oficiales de Ceuta, y por ende todos los Guardias Civiles que prestamos servicio en la Compañía de Ceuta, sólo queremos tres cosas:
  1. Que ya de una vez se nos de una seguridad jurídica en nuestras actuaciones y que dejemos de jugarnos nuestro puesto de trabajo por caprichos políticos. Creemos que ya bastante tenemos con jugarnos nuestra salud por el contagio de enfermedades o por una agresión.
  2. Que se nos doten de medios de contención adecuados para estos asaltos masivos al perímetro fronterizo. Y más que nos doten de ellos, que nos dejen usarlos.
  3.  Que la Agrupación Rural de Seguridad se usa donde se la necesita realmente, en el perímetro fronterizo, y que dejen de ser la guardería de los porteadores de mercancía.
Creemos que no pedimos demasiado. Sólo un poco de seguridad jurídica y que nos doten del material y medios adecuados para efectuar nuestro trabajo que, como siempre desde 1844, lo hemos efectuado con la abnegación y sacrificio del que la Guardia Civil es el máximo exponente de nuestro país.
http://elfarodeceuta.es/2017/02/22/la-union-oficiales-la-guardia-civil-pide-los-grs-se-destinen-al-perimetro/

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias