viernes, 14 de abril de 2017

El agente de Almarza que disparó sigue de baja y en libertad sin fianza

El agente de la guardia civil de Almarza, que disparó al suelo con su arma reglamentaria en el transcurso de una discusión con un compañero, se encuentra en libertad sin fianza y con una medida cautelar de alejamiento.

Según explicaron ayer fuentes judiciales, el guardia civil continúa de baja médica por ansiedad y depresión, que ya tenía diagnosticada antes de que ocurrieran los hechos, según fuentes de la defensa. El Juzgado sigue la instrucción del suceso, en el que el agente es investigado como el presunto autor de un delito de lesiones en grado de tentativa con instrumento peligroso. De la misma manera mantiene la orden de alejamiento, en 200 metros, del compañero con el que discutió.
Al estar de baja médica la Guardia Civil no ha abierto ninguna actuación administrativa contra el agente, algo que puede hacer de acuerdo la reglamento disciplinario que rige para los agentes del cuerpo. En este caso, la Guardia Civil está a la espera de lo que dicte el Juzgado.
El agente fue detenido el 30 de marzo después de mantener una discusión con otro compañero, ambos destinados a la casa cuartel de Almarza, que concluyó con el uso indebido de su arma reglamentaria, con la que realizó disparos al suelo. La discusión comenzó en la red de whatsapp un día antes y, al parecer, tras la tensión de los mensajes que se intercambiaron ambos guardias se citaron al término de la jornada laboral fuera del cuartel donde volvieron a protagonizar una discusión que terminó con los disparos.
El presunto autor de los disparos declaró, tras su detención, en el Juzgado, que se sentía amenazado de muerte. El otro agente, con el que tuvo la discusión, desarmó a su compañero y recogió los casquillos de bala.
El presunto autor de los disparos, incluso, intentó comunicar los hechos a cargos superiores, aunque no llegó a realizar la llamada telefónica. Poco después, uno de los agentes desplazó en su vehículo al agente hasta su domicilio en la capital soriana, según fuentes judiciales. Parece ser que el autor de los disparos se personó de manera voluntaria en las instalaciones de la Comandancia y, posteriormente, fue detenido e ingresó en los calabozos de Eduardo Saavedra donde pasó la noche. A primera hora del viernes, 31 de marzo, este agente de la Guardia Civil fue trasladado al Palacio de Justicia y fue puesto a disposición judicial, donde prestó declaración en el Juzgado de Instrucción número cuatro.

http://www.diariodesoria.es/noticias/provincia/agente-almarza-disparo-sigue-baja-libertad-sin-fianza_86277.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias