martes, 10 de octubre de 2017

El videojuego independentista que llama "fascista" a la Guardia Civil

En el título, los agentes de la Benemérita aparecen identificados como "disturbios fascistas" y se encuentran realizando el saludo romando




Mariano Rajoy aparece caracterizado como El Gran Dictador de Charles Chaplin con las letras Spanish Invaders (Invasores Españoles, en inglés) sobre un fondo verde. Así se presenta el videojuego de moda entre los independentistas catalanes, inspirado en el clásico Space Invaders de 1978 que consistía en matar marcianitos. Un título con el que los secesionistas buscan reforzar su relato victimista sobre la ruptura independentista rememorando los juegos máquinas recreativas.
Tras la pantalla de inicio, el jugador puede escoger entre dos de los bandos disponibles "Fascist Riots" (disturbios fascistas, en inglés) y "ballot box" (urna de votación, en inglés). El primero de los personajes "disturbio fascista" está representado con el dibujo pixelado de un Guardia Civil de uniforme con la bandera de España en su brazo izquierdo y haciendo el saludo romano con su brazo derecho. Debajo del nombre del personaje, aparece un apartado de armas, en el que se indica que lleva "porras y pistolas". El personaje inspirado en la Guardia Civil tiene su antónimo en la urna de votación, cuyas armas son "votos y flores".
Si escogemos jugar con el personaje del Guardia Civil, debemos enfrentarnos en solitario a seis hileras de urnas que se mueven acompasadas por la pantalla mientras que nos disparan flores y nosotros les devolvemos el fuego en forma de rayos láser.
Por el contrario, si jugamos con la urna, serán los Guardias Civiles con el brazo levantado haciendo el saludo fascista quienes nos disparen los rayos láser.
Una vez que perdemos las tres vidas de las que disponemos en la partida, aparece el clásico letrero de Game Over acompañado de una breve leyenda.
Al perder la partida, si jugamos con el bando de la Guardia Civil, aparece el mensaje "la democracia ha ganado". En cambio, si jugamos con el bando de la urna, cuando perdemos la partida aparece el mensaje "Franco ha vuelto".
De este modo, casi sin precisar de la palabra, los independentista consiguen difundir su mensaje político construido a partir de la simplificación y la oposición de conceptos. Un marco en el que enfrentan el fascismo contra las urnas, las armas contra las flores y la democracia contra la dictadura.

Videojuegos y política

En los últimos años, el uso de videojuegos como herramienta de la propaganda política va cobrando más y más fuerza. Desde que comenzase el desafío independentista, son varios los títulos que de distintos géneros, se utilizan para divulgar el mensaje independentista.
Anteriormente, Podemos también había optado por este tipo de plataformas para divulgar su mensaje. Este es el caso de los títulos Trama Wars, en el que Pablo Iglesias disparaba rayos láser con los ojos a "corruptos", y de Casta Wars, con el lema de "¿Necesitas que El Fantasma de Chavez te ayude a vencer a Rajoy?".
El empleo del videojuego como herramienta de propaganda política no es exclusivo de fuerzas independentistas o de izquierdas. En el año 2010, el PP lanzó un videojuego online en el que su candidata a la presidencia de la Generalitat, Alicia Sánchez Camacho, protagonizaba un polémico título de plataformas en el que se dedicaba a cazar inmigrantes ilegales.

http://www.elmundo.es/f5/juega/2017/10/10/59dcddade2704ef0128b463d.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias