martes, 31 de octubre de 2017

Puigdemont: "La agresividad del Estado nos ha obligado a adoptar un plan de trabajo"

El expresidente de la Generalitat de Cataluña, Carles Puigdemont, comparece ante los medios en Bruselas en la sede de una asociación de prensa internacional llamada The Press Club Brussels Europe.


El expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont, que ha dado hoy una rueda de prensa en Bruselas en la sede del Press Club Brussels Europe, ha señalado hoy que "el Gobierno planteaba una alta ofensiva sin precedentes contra el pueblo de Cataluña, funcionarios y gobierno catalán".
"Antes y después del 1 de octubre nuestra mano ha estado tendida hasta el infinito, ha continuado el expresident de la Generalitat, que ha hablado en catalán, español y francés, pero "asumimos que el diálogo es imposible", ha señalado hoy Puigdemont en el Press Club Brussels Europe, una iniciativa conjunta de asociaciones de periodistas internacionales que trabajan en Bruselas.
"Toda esta situación nos ha obligado a adoptar un plan de trabajo en el que se priorizaba a evitar la violencia", ha incidido, "porque, siempre, la paz y el diálogo han sido la prioridad de la mayoría de la población en Cataluña. La agresividad del Estado nos ha obligado a adoptar un plan de trabajo".
El cesado jefe del Ejecutivo catalán ha añadido que "este gobierno habría podido optar por forzar a los funcionarios fieles a una lucha por la hegemonía, pero no se puede construir la República desde la violencia. No hemos llegado hasta aquí para comportarnos como tantas veces se ha comportado el Estado español", ha dicho. "La República catalana será un Estado diferente".
También ha hecho referencia a "la querella del fiscal Maza"la cual, ha añadido "no se sustenta jurídicamente", y por eso "el Govern ha adoptado este plan de trabajo", que ha continuación ha pasado a explicar.
Primero, "una parte del Gobierno se ha desplazado a Bruselas para evidenciar el problema catalán el corazón de Europa" y así "evidenciar la parcialidad de la Justicia española y el gran déficit democrático que se da en el Estado español".
Segundo, otra parte del Gobierno, con el vicepresidente a la cabeza, continúa en Cataluña realizando actividades como miembros legítimos del Gobierno catalán. "No hemos abandonado nuestras funciones. La querella del estado es una demanda política (...) Al pueblo de Cataluña le pido que se prepare para un camino largo".
"Trabajemos para que sea posible que PP, PSE y Ciudadanos dejen las instituciones catalanas".
Puigdemont llegó esta mañana acompañado por el eurodiputado Ramón tremosa (PDeCAT) y por varios de los exconsejeros que formaron su Gobierno, incluidos Dolors Bassa (Trabajo y Asuntos Sociales), Joaquim Forn (Interior), y Antonio Comin, de ERC (Salud) pasadas las 11.00 horas a la sede de la Alianza Libre Europea (EFA), agrupación de partidos nacionalistas e independentistas europeos, para preparar la rueda de prensa sin hacer declaraciones a la prensa que hacía guardia en la entrada de la EFA, emplazándoles a escuchar su rueda de prensa para conocer los motivos de su visita a Bruselas.

Declaraciones de su abogado

Su abogado en Bélgica, Paul Bekaert, con quien el exmandatatario catalán se reunió ayer en la localidad de Tielt, al oeste de Gante, confirmó esta mañana que hoy haría una declaración y ayer lo adelantó ayer el líder de ERC, Oriol Junqueras, en una entrevista con TV3.
Bekaert ha añadido también hoy a la emisora de radio flamenca Radio 1 que el expresident no tiene intención de esconderse en Bélgica y no ha decidido si pedirá asilo: "En todo caso, el presidente se explicará, dijo ayer a Europa Press. No me corresponde a mí hablar por el presidente. El presidente ha dicho que mañana [por hoy] se explicará en torno a esta cuestión. Seguro que lo hará mucho mejor que yo". "He hablado con él, ha estado en mi despacho y me ha confirmado que soy su abogado en Bélgica", dijo Bekaert.
El abogado dice que se mantienen "todas las puertas abiertas" pero "nada está decidido todavía", si bien que no está claro que la demanda en caso de presentarse tuviera éxito. "Uno puede pedirlo [el asilo], pero obtenerlo es otra cosa", ha señalado.
El viaje de Puigdemont a Bélgica se produce también después de que este domingo el secretario de Estado belga de Migración y Asilo, Theo Francken, del partido nacionalista flamenco N-VA, sugiriese que el expresidente catalán podía solicitar "asilo político" en Bélgica.
El primer ministro, el liberal Charles Michel, se desmarcó ese mismo día de las declaraciones de Francken, y ayer lo hizo la propia N-VA, que negó haber invitado a Puigdemont a Bruselas y que haya reuniones previstas entre el expresidente de la Generalitat y alguno de sus representantes.
Puigdemont viajó a Bruselas con cinco de sus antiguos consejeros que ocupaban las carteras de Gobernación, Meritxell Borràs; Salud, Antoni Comín; Interior, Joaquim Forn; Trabajo y Asuntos Sociales, Dolors Bassa, y Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación, Meritxell Serret.
http://www.expansion.com/economia/politica/2017/10/31/59f82d97e5fdea7b768b461b.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias