martes, 9 de enero de 2018

Interior busca compañía que asegure la vida de 151.560 policías y guardias civiles

El Gobierno saca a concurso la póliza de seguro de accidentes en acto de servicio por un precio máximo de dos millones de euros

Siniestralidad de policías y guardias civiles.



El Gobierno busca aseguradora para cubrir la vida de los 151.560 policías nacionales, guardias civiles y miembros de la Secretaría de Estado de Seguridad. Se trata de un polémico contrato que antes ya han gestionado en años anteriores grandes compañías como AxaMapfre o, la última, Generali y que en alguna ocasión ha quedado vacante. Ahora, el acuerdo ofrecido por el Ministerio del Interior se encuentra estimado en 2 millones de euros, aunque las ofertas pueden bajar la oferta hasta el millón, si hacemos caso a lo ocurrido hasta ahora. 

Esta póliza de seguro de Interior abarca aquellos accidentes producidos en acto de servicio o "in itinere". Los asegurados serán los 72.000 agentes del Cuerpo Nacional de Policía, ya sean funcionarios de carrera o en prácticas, así como el personal laboral, interino o eventual; los 79.000 agentes de la Dirección General de la Guardia Civil (en este caso se excluyen los alumnos en prácticas ya que es el seguro contratado por el Ministerio de Defensa quien cubre sus accidentes) y los 560 trabajadores adscritos a la Secretaría de Estado de Seguridad

Todos los funcionarios de Policía Nacional y Guardia Civil deben suscribirse de forma obligatoria al seguro de vida que ofrece la Secretaría de Estado de Seguridad de forma que todos los meses, en su nómina, se cobra una pequeña cuota. Además, los agentes pueden formar parte de la Mutua de la Policía, en caso de los agentes que visten de azul, o el Isfas, en el de los agentes del Instituto Armado. Por último, cada sindicato o asociación profesional ofrece a sus afiliados y miembros la posibilidad de suscribir otro tipo de seguro en caso de accidente.

40.100 euros por fallecimiento
Uno de los aspectos más llamativos del contrato son las cantidades a indemnizar por la aseguradora que gane el concurso. En caso de fallecimiento deberá abonar 40.100 euros, una cifra que representa en torno al sueldo de un policía de base durante un año y medio. Fuentes del sector aseguran que las condiciones del seguro las fija el tomador, la Secretaría de Estado de Seguridad en este caso, y que esta cantidad es algo superior a la ofertada en otros tipos de trabajo. A ella habría que sumar el seguro de accidentes que suscriba el Ministerio del Interior en caso de que el siniestro se produzca en un vehículo. Por incapacidad permanente total se pagarán 15.660 euros37.700 en caso de incapacidad permanente absoluta o gran invalidez. Y hasta 8.000 euros para gastos por sepelio y traslado de familiares directos del fallecido.

Interior es preciso en cuanto a los riesgos a cubrir por esta póliza. En caso de fallecimiento en acto de servicio se garantiza el pago de los citados 40.100 euros cuando el deceso sea en el momento o durante el año posterior al siniestro por la evolución de las lesiones sufridas. Se entiende por "gran invalidez" la situación de incapacidad permanente absoluta que determine la necesidad de otra persona para vestirse, alimentarse o desplazarse. También se recoge que la "incapacidad permanente absoluta" será para aquellos accidentados que no puedan volver a trabajar y la "total" para aquellos que no puedan volver a ejercer sus funciones policiales.
En cuanto a los beneficiarios, Interior también precisa quiénes son. Así, en caso de fallecimiento serán el cónyuge no separado y cada hijo del asegurado a partes iguales, los padres y los herederos legales, siguiendo este orden de prelación. Por cada deceso se consideran familiares directos el cónyuge o pareja y los descendientes y ascendentes de primer grado.
El ministro Zoido pasa revista a policías.
A pesar del temor que las aseguradoras parecen tener a este tipo de seguro colectivo, la siniestralidad registrada en el Ministerio del Interior durante los últimos años ha sido rentable para las compañías, según la información facilitada por el departamento que dirige Juan Ignacio Zoido: en 2017 (datos hasta septiembre) se produjeron 8 accidentes con resultado de fallecimiento y otros ocho que acabaron en una invalidez permanente total. Así, la aseguradora adjudicataria tuvo que reservar 682.000 euros por estos percances. El año anterior, 2016, esa cantidad entre pagos y reservas fue de 556.000 euros y en 2015 de algo más de 553.000 euros. En los años anteriores las cantidades a indemnizar fueron superiores: casi un millón de euros en 2012, 973.000 en 2013 y casi 850.000 en 2014.

Axa, Mapfre, Generali...
El seguro de accidentes de policías y guardias civiles ha estado gestionado en los últimos años por diferentes compañías. En 2015, por ejemplo, fueron Axa y Mapfre quienes se adjudicaron por 1,6 millones este contrato, que cubría los percances en acto de servicio mientras patrullaban en un zeta o mientras tripulaban una embarcación o una aeronave. 

Más tarde fue Generali quien se convirtió en la aseguradora de los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado. La compañía del león de capital italiano ha gestionado esta póliza en los últimos dos años. Entonces, la adjudicación se cerró por 897.410 euros por una cobertura de doce meses que se prorrogó durante otro año. Antes, este concurso había quedado vacante al ofertarse por 570.000 euros, una cifra que ninguna aseguradora estaba dispuesta a asumir.

https://www.lainformacion.com/politica/interior-busca-compania-que-asegure-la-vida-de-15-000-policias-y-guardias-civiles/6339810

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias