sábado, 26 de mayo de 2018

Mossos constitucionalistas: "Asuntos internos es como la Gestapo"


Un puñado de Mossos d’Esquadra ha dado un paso al frente para denunciar públicamente el menosprecio que sienten por sus mandos y sus compañeros, y la “persecución” a las que, a su juicio, les someten la División de Asuntos Internos (DAI), los agentes que se encargan de ‘fiscalizar’ las actitudes y comportamientos de los policías autonómicos. Algunos compara a este departamento con “la Gestapo” nazi.
Miembros de los Mossos d'Esquadra impiden el paso de los manifestantes convocados por CDR .


Inma tiene 49 años y es mosso en Girona. La han sancionado administrativamente siete meses sin empleo ni sueldo por un insulto aCarles Puigdemonten una red social que asegura con pruebas que ella no realizó. El procedimiento en el que se vio implicado duró de enero de 2017 a mayo de 2018. Hasta poder acudir a la justicia para denunciar su caso, ha aguantado 15 meses de castigos en forma de medidas cautelares cuando estas, por ley, sólo pueden durar un máximo de seis meses.
“A Trapero, investigado en tres delitos graves, o a otros compañeros que votaron en el referéndum o insultan a políticos y jueces españoles no les pasa nada”, critica. Mientras tanto, Inma ya ha ganado el primer juicio que tenía contra la DAI por una de las tres medidas cautelares que le impusieron por insultar al ex presidente de la Generalitatsin aludir a ninguna de las pruebas que aportó. Pero el daño ya está hecho.
Ella está harta. Ha decidido dejar el cuerpo y marcharse de Cataluña. Málaga es su destino favorito. Quiere prepararse otras oposiciones al Estado gracias a su licenciatura en Derecho, pero ha llegado el punto en que no le importa la ciudad a la que se vaya. Lo primordial para su familia es salir de allí y poder criar a sus hijos en un ambiente “lejos de las hostilidades y el enfrentamiento”.

Críticas al Govern y al Rey

“Es más peligroso y más susceptible que abran un expediente disciplinario a quien realice comentarios ofensivos contra miembros del Govern o del Parlament que no contra miembros del Gobierno español, de Ciudadanos o el Rey”, explica Javier Aranda, socio del despacho de abogado Aranda, Melgar & Tàsies, y que ha llevado diversos expedientes abiertos por parte de asuntos internos contra algunos mossos.
En defensa de aquellos trabajadores que no comulgan con ruedas de molino, se creó a mediados de abril la Unió de Mossos per la Constitució(UMC), una asociación de unos 300 agentes que reivindican su españolidad desde un cuerpo “politizado”. Ángel Gómez, el presidente de la plataforma, no se esperaba la repercusión mediática que están teniendo: “Eso es que molestamos”, asume.
“Estamos sometidos a presiones constantes, puesto que somos funcionarios públicos y siempre nos pueden mover de lugar, abrir expedientes o perseguirnos de manera política. Nos condenan al ostracismo profesional. Por eso mucha gente no se atreve todavía a dar el paso”, afirma Gómez a este periódico. Él era guardia civil, pero con el paso de competencias en 2005 (en su caso en 2008) dejó el Instituto Armadopara pasar a formar junto a los agentes autónomicos. “Cerraron mi cuartel y me dejaron en suspensión de servicios”.
Varios compañeros de Gómez creen que están siendo “escuchados telefónicamente” por lo que no se atreven a dar la cara ni a hablar con los medios. “Algunos mandos se jactan de tenernos en listas por nuestras ideas”, apunta el agente.

Cambiar de uniforme, no de ley

“Muchos somos catalanes y nos queremos quedar aquí, pero sentimos un gran desapego por las políticas que está llevando la Generalitat. Lo que nos obligaron a hacer no es lo que nosotros juramos cuando nos hicimos policías”. Habla Rodrigo, al que se le ha cambiado el nombre por petición propia. Pertenece a la asociación Policías Autonómicos por la Pasarela.
Aunque con unos fines diferentes a la UMC, los 200 compañeros de Rodrigo coinciden en el fondo de la crítica hacia las medidas tomadas desde la Consellería de Interior. “Con el referéndum los mandos pensaban que iba a ser como un 9-N, que las responsabilidades se iban a quedar en los jefes. Lo triste es que por decisiones que han tomado mandos superiores tengan que ir compañeros a declarar”, afirma.
El nombre de la asociación por la Pasarela viene de una disposición adicional recogida en la Ley de Personal de la Policía Nacional. En concreto en la cuarta, que dice: “Los funcionarios de carrera de los cuerpos de policía de las comunidades autónomas podrán ingresar en la Policía Nacional, en la escala y categoría equivalente a la que ostenten en su cuerpo de procedencia”. Según publicó El Independiente, el ministerio del Interior ya está dando los primeros pasos para que sea efectivo, pues “falta un reglamento”, afirma Rodrigo.
“Hay un compañero que, por una enfermedad, tiene a su hijo a 1.000 kilómetros. Otros trajeron a sus parejas desde otros lados de España y no se pudieron adaptar, sobre todo por el tema del catalán, y ahora quieren irse con ellas”. No hay fecha exacta para que los mossos descontentos den el salto a otros cuerpos de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, pero puede ser una vía de Escape para agentes hastiados como Inma.
https://www.vozpopuli.com/espana/cataluna-Mossos-constitucionalistas-asuntos-internos_0_1138987074.htm
l

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias