martes, 26 de junio de 2018

Claudicación inaceptable.

La noticia política relevante de hoy es sin duda la claudicación del Estado de Derecho ante la ofensiva de los golpistas contra quien representa a todos los españoles, el Jefe del Estado, S.M. el Rey D. Felipe VI, a raíz de la entrega de los tradicionales premios Princesa de Gerona. 

Y esto viene a raíz de esas resoluciones de diversos Ayuntamientos gobernados por ediles de los partidos golpistas de PDeCAT y ERC, donde aprovechando su amplia mayoría representativa, han declarado al D. Felipe VI como “persona no grata”. 
La excusa de esa inaceptable e ilegal declaración se basa en el famoso discurso que D. Felipe dio a la nación tras los graves acontecimientos del día 1 de octubre en el que los golpistas se enfrentaron a las FFyCCSE (Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado) desplazadas allí para impedir la celebración de un ilegal e inconstitucional referéndum. 
Un enfrentamiento que usó a los ciudadanos como barreras humanas y de presión, donde se llegó al acoso y uso de la violencia física en lo que se transformó en una revuelta, una asonada perfectamente organizada donde las FFyCCSE hubieron de defender su integridad física repeliendo los ataques de forma proporcionada.
EL Rey, como Jefe del Estado, tuvo que cumplir con su deber institucional y denunciar a los golpistas no solo por haber desobedecido conscientemente una orden judicial, sino por el uso de la ciudadanía afín a su ideología como escudos humanos ante las fuerzas encargadas de impedir esa ilegalidad. 
Una realidad que fue deformada y manipulada por los golpistas presentándolo como un abuso de poder, una represión ilegítima y un exceso en el uso de la fuerza con el resultado de más de 800 supuestos heridos en los enfrentamientos. 
Un victimismo propagandístico que escondía la auténtica rebelión incitada por los promotores del referéndum ilegal que el Gobierno de España no quiso o no supo contradecir aportando las imágenes que desmentían los hechos que se relataban. 
La violencia existió pero solo por parte de quienes ocupaban colegios, de quienes como los Mossos de Escuadra colaboraron a la apertura de colegios y la celebración de la votación y de esos verdaderos terroristas callejeros que no dudaron en acosar y perseguir a las fuerzas policiales al puro estilo de la “kale borroka” en el País Vasco.
Y es que esas declaraciones de esos Ayuntamientos catalanes gobernados por los golpistas son de todo punto inaceptables y nulas. 
Lo que extraña es que la Fiscalía no haya actuado y denunciado ante la Justicia estos acuerdos inadmisibles en democracia contra la figura del Jefe del Estado, porque su recusación al declararle “persona no grata” equivale a declararnos a todos los españoles personas no gratas en esos municipios. 
Y eso no se puede consentir de ninguna manera.
 Y es que el esperpento y la indignidad llega tras las excusas de boicotear todo aquello que se relacione con la figura del Rey, de España y sus símbolos, llegándose a la ilegalidad no solo de suprimir de los consistorios y de sus fachadas la bandera de España, sino también la de suprimir el obligado cuadro o foto del Jefe del Estado en un lugar preeminente del Salón de Juntas del Ayuntamiento y sustituirla en su lugar por signos separatistas, como la ilegal bandera estelada y profusión de lazos amarillos en protesta por los políticos que están presos por haber participado y colaborado en un golpe de Estado.
EL Ayuntamiento de Gerona ha sido uno de los que emitieron esa declaración de persona no grata a D. Felipe y tras intensas presiones sobre la Fundación que otorga los premios Princesa de Gerona y la anunciada presencia del Rey D. Felipe para que no se realizase el Acto en esa ciudad, dentro de su cobardía habitual han aducido estar realizando obras de restauración en el edificio donde se realizaba de forma habitual y obligar a la Fundación a buscar un lugar alternativo sin ofrecer ninguna otra sede oficial dependiente del Ayuntamiento. 
La Fundación ha transigido ante la presión y ha buscado una nueva sede en Mas Marroch, el centro de eventos del Celler de Can Roca en Vilablareix (Gerona), cuyo Alcalde, un mindundi perfectamente desconocido perteneciente al partido golpista de ERC, ha querido tener su minuto de gloria mediática y no ha tardado ni un segundo en declarar que: “No podemos aceptar de ninguna forma que una entidad que representa a quienes nos pegan, encarcelan o nos hacen marchar del país venga a montar fiestecitas a Vilablareix. ¡No Olvidamos!”.
Por su parte el xenófobo y ultra radical independentista Presidente del Gobierno de la Generalidad Joaquim Torra declara que tiene pensado pedirle al rey que pida disculpas al pueblo de Cataluña y su portavoz Elsa Artadi, justifican este boicot diciendo que “El Gobierno catalán no puede actuar con normalidad con una persona que ha justificado la violencia”.
 Se puede ser cínico e hipócrita y además mentir como hacen estos miserables cuando ellos fueron los que impulsaron esa violencia llamando a sus seguidores a enfrentarse a las FFyCCSE que cumplían con su deber de impedir una ilegalidad. 
Un discurso que no se puede consentir y menos difamando e injuriando al Jefe del Estado que nos representa a todos los españoles. 
Pero tampoco se puede claudicar al cambia de sede cediendo a las presiones cobardes de los golpistas.
 Si cierran las puertas de la sede habitual deberá habilitarse otra equivalente.
No debemos permitir que los golpistas logren intimidar a todo un Estado. Los premios Princesa de Gerona merecen el mismo respeto que otros como el de Príncipe de Asturias, o la Copa del rey de Fútbol, a la que por cierto los clubes catalanes separatistas como el F.C. Barcelona no le hacen ascos, aunque intentan usar el evento si llegan a ganarlo para hacer patente su posición política favorable a la independencia. 
No podemos permitir que unas minorías que incitan a la violencia impongan su criterio y su falso discurso. 
Es deber de los demócratas defender esos espacios de libertad y no ceder cobardemente a las presiones de estos facinerosos. 
EL Rey D. Felipe es el Jefe del Estado y su figura debe ser respetada y defendida de las difamaciones e injurias que se vierten sobre su persona que, además, representa a todos los españoles.
¡Que pasen un buen día!

http://blogs.periodistadigital.com/unpaisaladeriva.php/2018/06/16/claudicacion-inaceptable-

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias