martes, 19 de junio de 2018

Los compañeros del guardia civil acusado de homicidio, lo defienden

En el juicio, que comenzó ayer, han declarado su superior, el agente que lo acompañaba y un perito

juicio guardia civil


Compañeros del guardia civil acusado por la fiscalía de homicidio imprudente al disparar y matar a un presunto atracador en 2013, han señalado que el acusado era un compañero responsable que nunca fue sancionado y que entró en shock tras conocer los hechos.
El entonces sargento del puesto de Yunquera y mando superior del acusadoha señalado hoy, en la segunda sesión del juicio que se sigue contra el agente acusado de homicidio imprudente, que el enjuiciado era un compañero "como el resto, con un comportamiento normal", responsable y del que nunca recibió una queja.
Asimismo ha relatado que el hoy acusado le llamó "en estado de shock y llorando" el día de los hechos y le dijo que había acudido a un aviso, se había encontrado con dos atracadores y había efectuado un disparo que había causado una muerte.
El teniente ha señalado que no pudo entender bien al acusado por el estado en el que se encontraba y que procedió a llamar al COS, centro operativo de la guardia civil, para conocer todos los hechos.
También ha testificado el compañero del acusado el día de los hechos, quien ha ratificado el relato de los hechos realizado ayer por el acusado, así como sus intentos de darles el alto "con un tono alto y claro".
Asimismo, ha señalado que cuando dieron con el cuerpo sin vida de la víctima, su compañero entró en shock.
Otro de los testigos que han declarado en la vista de hoy ha sido el que en aquel momento era el jefe de Brigada Provincial de la Policía Nacional de Guadalajara que se encargó de la instrucción de la investigación desde el día siguiente de los hechos.
Fue uno de los agentes que realizaron una inspección del lugar y reconocieron el terreno, así como hablaron con testigos y ha relatado que el terreno agreste dificultó la búsqueda del posible arma, sin éxito, así como los pasamontañas y la bala que causó la muerte de la víctima.
Además de agentes de los Cuerpos de Fuerzas del Estado, ha declarado un responsable de periciales encargado de fotografiar el cadáver y analizar el orificio causado por la bala para saber la trayectoria del proyectil que "fue oblicua, realizada de abajo a arriba o viceversa".
A preguntas del abogado del Estado sobre si la trayectoria era compatible con un disparo directo, ha dicho que podría ser en el caso de que la víctima estuviese agachado y a preguntas de la defensa sobre si la herida podía ser provocada por una bala rebotada, ha señalado que en tal caso la bala hubiera perdido fuerza.
La acusación particular pide hasta 16 años de cárcel de pena por homicidio doloso eventual mientras la Fiscalía pide dos por homicidio imprudente.
Por su parte, la defensa y el abogado del Estado piden la libre absolución puesto que consideran que el agente actuó en legítima defensa y cumpliendo con su deber y no hubo delito.
Los hechos ocurrieron en octubre de 2013 en Guadalajara, cuando el agente en cuestión acudió a un aviso de un atraco y disparó cuando los presuntos delincuentes que estaban huyendo, si bien uno de los sospechosos falleció como consecuencia de un impacto de bala.

http://www.guadalajaradiario.es/provincia/29161-los-companeros-del-guardia-civil-acusado-de-homicidio-lo-defienden.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias