miércoles, 19 de septiembre de 2018

El artículo 8 no hará falta

La voluntad general libremente expresada del pueblo español estableció en el artículo 8 de la Constitución que "las Fuerzas Armadas, constituidas por el Ejército de Tierra, la Armada y el Ejército del Aire, tienen como misión garantizar la soberanía e independencia de España, defender su integridad territorial y el ordenamiento constitucional". 


Ante la escalada del secesionismo catalán, estimulado por la política de concesiones y la debilidad del Gobierno Sánchez, son muchos los que recuerdan este mandato, similar en casi todas las Constituciones democráticas. 

La defensa de la "integridad territorial y el ordenamiento constitucional" de España corresponde en última instancia a las Fuerzas Armadas, siempre, por supuesto, cumpliendo órdenes del poder civil.

Para contener el órdago separatista catalán, bastará con la aplicación del artículo 155 de la Constitución que ordena al Gobierno, si una Comunidad Autónoma atentara "gravemente al interés general de España", adoptar las medidas necesarias para obligar al Ejecutivo comunitario a que obedezca lo dispuesto en la Carta Magna. Mariano Rajoy, tarde y mal, se vio obligado a atender el mandato constitucional del artículo 155. Le faltó contundencia, le sobraron pasteleos y merengosidades, y cometió el error, al anunciar elecciones autonómicas, de no vincularlas a la fecha en que las sentencias sobre los presuntos golpistas, en prisión o prófugos, fueran firmes.
Finalmente, Pedro Sánchez ha olvidado recordar al presidente marioneta Torra que, si quiere caminar hacia la secesión de Cataluña respetando la Constitución, deberá atenerse a lo que ordena el 168 de la Carta Magna para reformar los artículos que despejen el camino a los separatistas: obtener los dos tercios de votos en el Congreso y en el Senado; convocar elecciones generales; conseguir los dos tercios del nuevo Congreso y del nuevo Senado. Y finalmente convocatoria de referéndum nacional en el que todos los españoles, libres e iguales ante la ley, voten la decisión final.
Las torpezas políticas de Pedro Sánchez obligan, en fin, a recordar que, además del artículo 155, la Constitución de la democracia española establece en su artículo 8 la instancia final para defender la integridad territorial de España. Los españoles, y entre ellos los catalanes, votaron nuestra Carta Magna en 1978 por abrumadora mayoría y es necesario mantener con claridad el mandato de todos sus artículos, entre ellos el 155 y el 168. Y además el 8.
Luis María Anson, de la Real Academia Española.

http://www.elmundo.es/opinion/2018/09/19/5ba0f1c2468aebd7698b460a.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias