sábado, 29 de septiembre de 2018

Una joven de Poio denuncia su exclusión como "no apta" para ser Guardia Civil por ser celíaca

Una joven de Poio (Pontevedra), ha denunciado su exclusión como aspirante a la escala de oficiales de la Guardia Civil por ser celíaca, y, en su nombre (dado que es menor y no cumple la mayoría de edad hasta noviembre), su familia ha presentado un recurso y ha confirmado su intención de "llegar hasta el final" en su "lucha" para que la joven "cumpla su sueño" pese a esta "discriminación".


Así lo ha trasladado, a Europa Press, el abogado de la chica, Manuel Novás, quien ha explicado que la chica ha superado todas las pruebas de acceso, físicas, psicotécnicas y de lenguas, pero que fue declarada "no apta" tras el exámen médico realizado el pasado mes de julio y después de reconocer ante el tribunal que tiene celiaquía. "El tribunal concluye que es una enfermedad digestiva y que no es apta", ha apuntado, y ha señalado que el Tribunal Médico Militar ha desestimado su primer recurso.

Según el letrado, el Ministerio de Defensa aduce que, al tratarse de una dolencia digestiva, no podría desempeñar sus funciones como Guardia Civil de forma adecuada, por ejemplo, en las misiones en el extranjero. "Es un argumento falso, porque esas misiones son voluntarias. En todo caso, habría que preguntarse por qué para los inspectores de Policía Nacional no hay veto por ser celíacos, si también tienen misiones en el extranjero", ha apostillado.

El representante de la joven ve en esta situación "un caso claro de discriminación" y una "infracción del principio de igualdad", porque "no hay diferencias" entre las funciones que podría desempeñar como Guardia Civil y las que desempeña un inspector policial.

Además, ha apuntado Manuel Novás, "hay militares musulmanes" en las fuerzas armadas españolas, y "se hacen para ellos dietas especiales", del mismo modo que se podrían hacer para alguien celíaco.

DEPORTISTA DE ÉLITE

En su proceso de recurso ante los tribunales militares, esta joven aspirante a Guardia Civil ha presentado varios documentos que acreditan que la celiaquía no le impide un normal desempeño en su vida diaria. Así, un informe de su médica de familia certifica que su enfermedad "está controlada" desde que le fue diagnosticada, a los 4 años de edad, y que no es obstáculo para "la realización de actividad física diaria ni de ejercicio extremo".

De hecho, ha abundado su abogado, la chica ha sido "deportista de élite" en "alta competición", practicando gimnasia rítmica en el Club Treboada, cuyo presidente ha constatado que "terminó entrenando tres horas diarias, 4 ó 5 días a las semana", y participó en numerosos campeonatos a nivel provincial y autonómico, e incluso nacional. Así, el pasado mes de junio, participó en una gala benéfica en Santiago de Compostela, junto a componentes de la Selección Española de Gimnasia Rítmica.

"HASTA EL FINAL"

Manuel Novás ha explicado que Defensa considera que la chica cumple los criterios de exclusión médica, por enfermedad inmunoalérgica, pero "sin motivar por qué dicha enfermedad le afecta para desarrollar cualquier actividad física, incluyendo las propias de la función policial".

El abogado entiende que "es evidente", a la vista de los informes aportados, que la enfermedad de la aspirante "no representa un límite o dificultad en el desarrollo de la función policial, ni cualquier actividad laboral". Por ello, ha incidido en la intención de la joven de ir "hasta el final" en su reclamación.

Tras ser desestimado el recurso presentado tras la decisión del tribunal médico, la representación legal de la joven ha presentado un recurso de alzada, aunque Novás prevé que será desestimado "o bien directamente, o por silencio".

En previsión de que eso ocurra, ha confirmado que emprenderán la vía contencioso administrativa, ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid. "Creo que hay muchas posibilidades de estimación en ese ámbito", ha añadido.

ARGUMENTOS DEL MINISTERIO

Por su parte, consultada Defensa por Europa Press acerca de este caso, fuentes del Ministerio han eludido pronunciarse de forma concreta, amparándose en la ley de Protección de Datos de Carácter Personal.

No obstante, con respecto a los criterios de exclusión médica, las mismas fuentes se han remitido a la orden PRE/2622/2007, por la que se aprobó el cuadro médico de exclusiones exigible para el ingreso en los centros docentes militares de formación.

El Tribunal Médico Militar de Apelación desestimó el recurso de esta aspirante con arreglo a los motivos de exclusión recogidos en los apartados D 5 (afecciones del estómago, intestino y peritoneo, con trastornos orgánicos o funcionales) y A 7 (enfermedades inmunoalérgicas, de importancia pronóstica y funcional, que incapaciten para la profesión militar).


http://www.atlantico.net/articulo/galicia/joven-poio-pontevedra-denuncia-exclusion-apta-ser-guardia-civil-ser-celiaca/20180929141008670631.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias