lunes, 5 de noviembre de 2018

«Gesto» a Bildu: dejar a la Guardia Civil sin competencias

Moncloa ya ha cedido a Navarra el control del Tráfico. El siguiente paso para «echar» a la Benemérita es sustituir el Seprona




Las funciones de Protección de la Naturaleza en Navarra, que actualmente desempeña la Guardia Civil, a través del Seprona, conjuntamente con la Policía Foral (como ocurría con Tráfico), podría ser la próxima cesión de transferencias exclusivas a dicho cuerpo autonómico, dentro de los acuerdos a los que ha llegado el Gobierno central y el de la Comunidad Foral, según han informado a LA RAZÓN fuentes conocedoras del asunto.

«Es un ejercicio de soberbia y simbólico para ir demostrando ser una supuesta policía integral ya que, desde el punto de vista de eficiencia tiene poca lógica: la Guardia Civil está trabajando para ellos», señalan agentes expertos en la materia. «Además, tienen ventaja porque el 90 por ciento de las materias que se trabajan son competencia de órganos del gobierno de Navarra. Con lo cual, cada vez que la administración quiere encomendar alguna actividad, se lo suelen entregar a ellos», agregan.
Todo responde al Plan Director de la Policía Foral elaborado por el Gobierno de Uxue Barcos, en concreto por la Consejería de Interior en manos de Bildu, pendiente de convalidación definitiva. Contempla, desde el mantenimiento del actual estatus (que era poco previsible) a la asunción, en primer lugar, de las competencias de Tráfico, lo que ya se ha acordado; a continuación, las de medio ambiente y, finalmente, lo que se considera la «joya»: la Seguridad Ciudadana. En estos momentos y con la actual plantilla de forales (1.080) es materialmente imposible. Sin embargo, ése es el objetivo final para la próxima legislatura en el caso de que Nafarroa Bai, el partido de Uxue Barcos, logre repetir en la presidencia con el apoyo, en este caso del Partido Socialista, una alternativa que muchos dan como segura, ya que se repetiría el modelo del País Vasco.
En cualquier caso, aunque la transferencia de las competencias exclusiva de Protección de la Naturaleza a la Policía Foral no afectaría a muchos agentes de la Benemérita (unos 30), se considera que es un paso más, tan significativo como el de Tráfico (230 guardias) dentro del plan general de retirada de la Guardia Civil y de la Policía Nacional de Navarra. La plantilla de este último Cuerpo ha perdido entre 2012 y 2018, 110 agentes. La de la Benemérita se mantiene, pero con menos cobertura.
Las competencias en Seguridad Ciudadana están compartidas en la actualidad, en plano de igualdad, por la Policía Nacional, la Guardia Civil y la Policía Foral. La gestión de la central del 112, a cargo de la Diputación de Navarra, genera no pocas quejas entre los cuerpos estatales, algunos de cuyos agentes comentan en voz baja que a ellos sólo les asignan los «marrones» mientras que los forales les llegan los casos de mayor proyección pública.
La asunción de la Seguridad Ciudadana como competencia exclusiva por la Policía Foral supondría que tendrían que hacerse cargo de las laboresque en la actualidad desempeñan los agentes de los cuerpos estatales, unos 1.600 guardias civiles y 700 policías. El coste para las arcas forales, subrayan las fuentes consultadas, sería inasumible y llevaría a la Hacienda prácticamente a la ruina (pero ése es el objetivo), salvo que se restaran fondos de otros asuntos tan importantes como la educación y la sanidad, materia en la que Navarra es una de las comunidades punteras en España.
Informes de expertos en Información, a los que ha tenido acceso LA RAZÓN, subrayan que el planteamiento de Policía exclusiva en la Comunidad fracasó cuando Rajoy era presidente del Gobierno, lo que no significaba, como se ha demostrado ahora, primero con Tráfico y después con el Seprona, que se hubiera renunciado a este objetivo.
«De momento –agregan– el control por parte del Gobierno de Navarra del Servicio 112 hace que se convierta en una policía a la carta. Reparte los avisos ciudadanos y las urgencias en todo el territorio a conveniencia de su interés en beneficio de su imagen, olvidando la obligada coordinación y obviando la mejora de la eficacia en la atención policial a la sociedad navarra».
«El Gobierno de Uxue Barkos quiere que la Policía Foral asuma las funciones que en la actualidad ostentan en Navarra la Guardia Civil y la Policía Nacional, de tal forma que para 2021 ejerza todas las competencias en materia de Tráfico y Seguridad Vial, Seguridad Ciudadana y Medio Ambiente», enfatizan los informes. «La apuesta la materializó la consejera de Interior, María José Beaumont (Bildu), quien anunció la remisión al Parlamento el Plan Director de la Policía Foral 2017-2021, para su tramitación».
https://www.larazon.es/espana/gesto-a-bildu-dejar-a-la-guardia-civil-sin-competencias-MI20399216

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias