jueves, 5 de diciembre de 2019

ASESGC denuncia la desprotección de la salud de miles de guardias civiles por la falta de descanso compensatorio tras las horas de exceso

Desde ASESGC hemos constatado que existen agentes de investigación con cerca de 200 días de descanso por superación de jornada, denominados DSJ, pendientes de disfrute


[Img #5029]


Ante esta situación, ASESGC ha solicitado a la Dirección General que ponga en marcha una campaña para la evaluación voluntaria de la salud del personal afectado a través del servicio médico, que se retribuyan estos descansos por superación de jornada no disfrutados de forma proporcional al sueldo de cada agente al tiempo que se dicten las órdenes oportunas para que no se produzcan estos excesos salvo en casos excepcionales y su compensación mediante descansos sea inmediata.


En determinados puestos de trabajo y especialidades de la Guardia Civil con exigencias muy altas de disponibilidad, es habitual que la duración de la jornada de trabajo sea muy superior a la legalmente establecida, a pesar de que en todos estos casos la jornada marcada ya es de especial dedicación con 40 horas semanales, y que no se respeten los descansos mínimos obligatorios.

Teniendo en cuenta la especial disponibilidad de algunos puestos de trabajo, la falta de una correcta sustitución en su ejercicio, la gran cantidad de servicios que realiza el Cuerpo en todos los ámbitos y la amplia zona del territorio que cubre con escasez de efectivos, es casi imposible que no se generen excesos horarios si no existe una correcta organización del tiempo de trabajo.

En determinados puestos, el servicio se presta con cánones muy estrictos y anticuados, pero el problema que denuncia ASESGC es que la Institución no cumple con la compensación establecida para la superación de la jornada de trabajo que no es otra que la de amortizar con días libres esos excesos, que deberían ser extraordinarios y no convertirse en algo habitual, y proteger así la salud y seguridad de los agentes.

Desde ASESGC hemos constatado que existen agentes de investigación con cerca de 200 días de descanso por superación de jornada, denominados DSJ, pendientes de disfrute y que evidencian la realización de jornadas maratonianas con poco descanso y sin cumplir las condiciones mínimas de desconexión en el trabajo que marca obligatoriamente la Directiva del Parlamento Europeo y del Consejo. La Dirección General guarda silencio sobre el número total de horas no compensadas, pero se sospecha que pudiera ser escandaloso.

A pesar de que la Guardia Civil tiene establecida una jornada de trabajo en las unidades de investigación de 40 horas semanales, muy superior a la de la Policía Nacional con 37,5 horas como el resto de los funcionarios el Estado, se producen estos tremendos desfases horarios que luego no tienen la debida compensación a través del descanso.

Algún agente de investigación tendría que irse a su casa casi un año para poder compensar los excesos horarios generados y muchos de ellos varios meses. La Guardia Civil, ante las solicitudes de disfrute de los agentes, se limita a pedir una explicación de por qué se han generado y a limitar a dos días de descanso mensual la compensación por superación de jornada o “cuando se vaya pudiendo”. Como estos excesos se siguen generando, el casillero de DSJ no disminuye e incluso aumenta sin que se consiga la debida protección de los agentes.

No es un problema exclusivo del personal de investigación, también afecta a quienes realizan funciones de mando en pequeñas unidades territoriales de los pueblos y cuyas horas de trabajo superan habitualmente las 40  semanales.

Además, deben estar permanentemente localizados por medios técnicos, recibiendo y participando novedades y atendiendo problemas tanto de personal y material como de operaciones o servicios a través de una APP de mensajería instantánea cifrada que se instala al teléfono móvil corporativo contando cada usuario (mando) con un perfil y que requiere 24 horas de dedicación.

Los descansos por superación de jornada están regulados por el Director General del Cuerpo y deben establecerse mediante Real Decreto por el Gobierno al ser desarrollo de una Ley Orgánica, la de Derechos y Deberes de los miembros de la Guardia Civil. Están afectados también por una Directiva Europea que establece unas directrices mínimas de seguridad y salud en la ordenación del tiempo de trabajo y por la propia legislación tanto europea como nacional de riesgos laborales.

Ante esta situación, ASESGC ha solicitado a la Dirección General que ponga en marcha una campaña para la evaluación voluntaria de la salud del personal afectado a través del servicio médico, que se retribuyan estos descansos por superación de jornada no disfrutados de forma proporcional al sueldo de cada agente al tiempo que se dicten las órdenes oportunas para que no se produzcan estos excesos salvo en casos excepcionales y su compensación mediante descansos sea inmediata.

Si no se consiguen estos propósitos, iniciaremos ante los tribunales las correspondientes reclamaciones de forma individual al afectar directamente a la salud y seguridad de los agentes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias