lunes, 13 de enero de 2020

La abogada de los guardias civiles acusados de contrabando de tabaco alega que no se encontró «ni un solo pitillo»

Arranca el juicio a tres guardias civiles del Puerto de Marín, dos empresarios de Vigo y una auxiliar administrativa como supuestos autores de un delito de contrabando de tabaco en el que, según la Fiscalía, generaron un fraude a Hacienda de dos millones de euros. 


Los agentes afrontan cinco años de cárcel y los empresarios, cuatro.
La vista contra los seis acusados comenzó en la Quinta Sección de la Audiencia de Pontevedra, con sede en Vigo. 
Según la Fiscalía, los empresarios de avituallamiento de buques, que tenían su sede en la Zona Franca de Vigo, se compincharon con tres guardias civiles de Marín para fingir el aprovisionamiento de tabaco a los tripulantes de los buques y que estaban exentos de impuestos y darles el visto bueno de embarque. El tabaco, tras quedar libre de impuestos, nunca llegaba a los barcos sino que se colocaba a menor precio en el mercado negro. Habrían actuado entre el 2011 y el 2013.
La defensa dice que hubo una vulneración de los derechos fundamentales de los seis acusados porque la investigación fue «prospectiva». Alega que inicialmente el juzgado abrió una investigación porque no cuadraban sus declaraciones de IVA y luego el Juzgado siguió otra línea por delitos distintos, el de contrabando y falsedad documental. Ve una acusación «sorpresiva» porque, tras hacer unas diligencias «nulas», el Juzgado pasó de acusar por lotes de tabaco en cuatro barcos a pasar a 20. Alega la abogada que «non hai nin un só pitillo atopado, non se sabe onde foron os cigarros».

También señala que la fusión de bancos gallegos impide seguir el rastro del dinero de la supuesta trama. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias