miércoles, 26 de febrero de 2020

A juicio un guardia civil que guardaba en casa dos pistolas y 72 cartuchos sin licencia

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción 1 de Ribadavia ordenó la entrada en la casa de José Ramón y su mujer en el curso de unas diligencias por un delito de maltrato



ibadavia por parte de agentes de la Guardia Civil hace dos años permitió descubrir dos pistolas y 72 cartuchos ilegales. El inculpado, en su condición de guardia civil, había tenido licencia de armas desde junio de 1995 hasta el 22 de septiembre de 2016, fecha en la que le fue suspendida por sus antecedentes penales. Por esa razón, en el momento de la intervención, el imputado carecía de licencia y guía de pertenencia que amparase la posesión. 
El hallazgo de las armas no fue casual. El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción 1 de Ribadavia ordenó la entrada en la casa de José Ramón y su mujer en el curso de unas diligencias por un delito de maltrato. En un auto con fecha de 9 de junio de 2018, el juzgado acordó la privación del derecho a la tenencia y porte de armas de fuego. Con el consentimiento de su esposa, los agentes registraron la casa para la búsqueda de nuevas armas de fuego que no fueran entregadas por el investigado.
En el registro apareció una pistola Astra del calibre 9 milímetros largo y su correspondiente cargador; una pistola de retrocarga Rolling Block del calibre 11 milímetros sin marca y sin número de identificación, así como 72 cartuchos (todos salvo seis eran aptos para el disparo).
El inculpado reconoce el delito de tenencia ilícita de armas, por el que la fiscal reclama dos años de cárcel. Aunque el escrito de acusación fue de conformidad, debe ser ratificado en el Juzgado de lo Penal. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias