martes, 21 de abril de 2020

Interior no tiene previsto desmilitarizar la Guardia Civil, promesa electoral de Podemos

El partido de Pablo Iglesias incluía esa medida en su programa del 10-N. El ministerio de Fernando Grande-Marlaska asegura que no lo tiene planeado, como tampoco una fusión con la Policía Nacional

Fernando Grande-Marlaska, en un acto de la Guardia Civil.



La existencia de dos cuerpos policiales de ámbito nacional y con competencias en algunos casos solapadas suscita un debate, unas veces público y otras soterrado, sobre si sería conveniente fusionar la Policía Nacional y la Guardia Civil. También ha habido en ocasiones un mando único, y único director general de ambos cuerpos

Ese debate se superpone, en ocasiones, a la reclamación de algunas asociaciones profesionales de la Guardia Civil para acabar con el carácter militar que el Instituto Armado mantiene desde que se fundó hace 176 años.
El Gobierno de coalición PSOE-Podemos se ha visto obligado a posicionarse ante este asunto en sus primeros meses de andadura. Confidencial Digital ha podido consultar la respuesta dada por el Ministerio del Interior a dos preguntas sobre estas dos cuestiones relacionadas con la Guardia Civil.

No prevé “suprimir el carácter militar”

Fueron varios diputados de Vox los que en febrero registraron en el Congreso de los Diputados esas dos preguntas parlamentarias para respuesta escrita.
En una, Vox quería saber si “¿Está el ministro del Interior en condiciones de garantizar que este Gobierno va a mantener el carácter militar de la Guardia Civil?”. En otra, la pregunta era si “¿Está el ministro del Interior en condiciones de garantizar que este Gobierno no va a plantearse una hipotética unificación de la Guardia Civil y del Cuerpo Nacional de Policía como sí se trató esa posibilidad durante el Gobierno del Sr. Rodríguez Zapatero?”.
La respuesta dada por el Gobierno a Vox es corta pero concreta:
-- “En relación con la pregunta formulada, se indica que el Gobierno no tiene la previsión de suprimir el carácter militar de la Guardia Civil, así como tampoco de unificarla con la Policía Nacional”.
Es decir, que al menos por el momento el Ejecutivo de Pedro Sánchez no se plantea ninguno de esos dos cambios sobre la Guardia Civil. No es baladí el primero, ya que el socio minoritario del Gobierno sí apuesta por “desmilitarizar” la Guardia Civil.

Lo que proponía Podemos

Podemos incluye esa propuesta desde hace años en su programa electoral. Lo hizo también para las últimas elecciones generales, las del 10 de noviembre de 2019.
En el programa electoral del 10-N, en el apartado de “Garantías de Justicia Laboral y Pensiones”, el partido de Pablo planteaba “Reconocer los derechos sindicales y civiles negados a los y las guardias civiles”.
Era el punto 183 de un total de 289, y hacía las siguientes promesas:
-- “Reconoceremos la condición de sindicatos de las distintas asociaciones de la Guardia Civil y derogaremos las normas que prohíban a sus miembros la participación en la vida sindical. Al mismo tiempo, garantizaremos sus derechos laborales y la capacidad de organización para defenderlos, con lo que se mejorará el servicio que prestan a toda la ciudadanía. Por otro lado, suprimiremos la aplicación del Código Penal Militar a la Guardia Civil, con el fin de separarla del ámbito militar y constituirla como una verdadera fuerza civil de seguridad pública”.
La clave estaba en ese final, “separarla del ámbito militar y constituirla como una verdadera fuerza civil de seguridad pública”.
Actualmente, la Guardia se considera “un Cuerpo de Seguridad Pública de naturaleza militar y ámbito nacional que forma parte de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado”, y tiene una doble dependencia ministerial: depende del Ministerio del Interior en cuanto a servicios, retribuciones, destinos y medios, y del Ministerio de Defensa en cuanto a ascensos y misiones de carácter militar.
Podemos apuesta claramente por borrar el carácter militar de la Guardia Civil. Además de en ese y en otros programas electoral, lo ha puesto por escrito en otros documentos: por ejemplo, en la propuesta que envió al PSOE en agosto de 2019 para retomar las negociaciones tras el fracaso de la investidura de Pedro Sánchez en el mes de julio.
Ahí, la formación morada reformuló su propuesta electoral, en términos muy similares:
-- “Reconocimiento de los derechos sindicales y civiles negados a los y las guardias civiles, entre ellos, la condición de sindicatos de las distintas asociaciones de la Guardia Civil y la derogación de las normas que prohíban a sus miembros la participación en la vida sindical. Supresión de la aplicación del Código Penal Militar a la Guardia Civil, con el fin de separarla del ámbito militar y constituirla como una verdadera fuerza civil de seguridad pública”.
El acuerdo de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos firmado a finales de diciembre, sin embargo, no se llegó a incluir ninguna medida concreta para cambiar el estatus actual de la Guardia Civil.
Ambos partidos sólo se comprometieron a continuar con el proceso de equiparación salarial de la Policía Nacional y la Guardia Civil con los Mossos, y a impulsar el plan de infraestructuras de la Guardia Civil “para garantizar el servicio público de la seguridad en todo el territorio”.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

COMENTARIOS

LO MAS VISTO

Categorias